El presidente electo, Mauricio Macri, dio marcha atrás este martes frente a las presiones de los jefes sindicalistas y anunció que los sueldos de hasta 30 mil pesos no tributarán Ganancias en el medio aguinaldo de diciembre.

“Todos aquellos asalariados en relación de dependencia cuyos ingresos brutos sean inferiores al nuevo Mínimo No Imponible de $30.000 que propondremos se fije por ley, estarán exentos de tributar ganancias en el Medio Aguinaldo que recibirán en los próximos días”, subrayó Macri.

En ese sentido, el hasta este martes jefe de gobierno porteño señaló que “en cumplimiento de uno de los compromisos asumidos durante la campaña electoral, se enviará al Congreso de un proyecto para una nueva ley de impuesto a las Ganancias”.

“Una vez aprobada, esta ley tendrá vigencia a partir del 1 de enero de 2016 y contempla una suba del Mínimo No Imponible a los $30.000 mensuales (hoy en $11.275) y una modificación de toda la escala, revirtiendo el efecto nocivo que ha tenido la inflación sobre cientos de miles de asalariados que pagan un impuesto que no deberían abonar una alícuota que nada tiene que ver con su poder adquisitivo”, puntualizó.

Indicó, además, que “la medida tendrá cumplimiento inmediato, independientemente del trámite parlamentario que se iniciará el 1 de marzo con la apertura de sesiones ordinarias del Congreso de la Nación”.

El anuncio fue realizado luego de recibir duras críticas por parte de los gremialistas que salieron a presionar al nuevo Gobierno para que revisara su decisión de no eximir del impuesto a las Ganancias al medio aguinaldo de fin de año.

El secretario general de la CGT Azopardo, Hugo Moyano, había cuestionado que si la administración de Macri eliminaba retenciones al sector agropecuario en diciembre también debía eximir del impuesto a las Ganancias al medio aguinaldo de los asalariados.

“Nosotros entendíamos que así como levantó los impuestos al campo también debería dejar sin objeto el impuesto a las Ganancias, así que es lamentable. Aparentemente el cambio era para cambiar, pero en ese sentido seguimos igual”, había fustigado.

Por su parte, el secretario general de la CTA Autónoma, Pablo Micheli, había cuestionado la “irresponsabilidad” de anunciar en la campaña electoral la exención del tributo al medio aguinaldo y, tras ganar, tomar otra decisión.

“Es de mucha irresponsabilidad que el medio aguinaldo pague Ganancias. No se puede decir una cosa y a los dos días cambiarlo. No me parece un buen comienzo”, había criticado.

Este domingo el designado ministro de Trabajo, Jorge Triaca, había asegurado que el medio aguinaldo sería alcanzado por el impuesto, al asegurar: “No podemos concretar esto sobre el 2015 porque muchas cosas dependen del resultado fiscal del gobierno que se está yendo”.

El futuro ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat Gay, en esa línea, había asegurado que las modificaciones sobre esa cuestión se darían a partir del año próximo.