Devaluación: Economistas calculan que para agosto el tipo de cambio del dólar oficial puede alcanzar niveles de atraso similares a los de diciembre de 2013, mes previo a la devaluación, y “no es bajo” el riesgo de una fuerte corrección como la que ocurrió en enero pasado.

Ese es el diagnóstico que hizo ante la consulta de Urgente24 la economista Belén Olaiz, de la consultora Abeceb.

En agosto el dólar puede alcanzar niveles de atraso cambiario similares a los de diciembre de 2013 y no es “bajo el riesgo” de que el Gobierno permita nuevamente una maxi devaluación como la de enero, cuando llevó la cotización de la divisa estadounidense de $6,80 a $8 en una misma rueda.

Ese es el diagnóstico que hizo ante la consulta de Urgente24 la economista Belén Olaiz, coordinadora de Desarrollo de Producto de Abeceb, la consultora que dirige Dante Sica.

“Nuestro escenario base contempla que el Gobierno continúe con estas micro devaluaciones hasta fin de año. Sin embargo, en un análisis alternativo, el del peor escenario, no es bajo el riesgo de una fuerte corrección del tipo de cambio como la de enero”, comentó Olaiz en diálogo con este medio.

Luego de más de un mes de mantenerlo a raya en $8, el Banco Central dejó subir el dólar, cuya cotización creció 6 centavos a lo largo de la semana pasada. La tendencia al alza se mantenía este lunes cuando el precio rondaba los $8,08.

Este movimiento generó expectativas en el mercado porque las micro devaluaciones configuraron el escenario previo a la brusca devaluación de principios de año.

“Es un escenario similar, aunque con un margen adicional. Hubo un reciente devaluación y el Banco Central aumentó las tasas de interes. Sin embargo, tampoco es un gran margen porque la presión de la inflación sigue siendo importante”, manifestó la economista.

Olaiz estimó que en agostó el tipo de cambio podría estar en $8,5 y que las proyecciones de Abeceb contemplan un dólar a $9,5 a fin de año.

La economista evaluó que la inflación del 1er trimestre del año, que se ubicó en torno al 10% de acuerdo al INdEC, se llevó por delante el efecto devaluatorio de enero.  También advirtió que la apreciación del dólar en Brasil, principal socio comercial del país, le puso presión al tipo de cambio en la Argentina, por lo que era de esperarse un regreso de las mini devaluaciones diarias.

No obstante, consideró que la inflación “fue el factor más relevante” a la hora de inducir nuevamente a la divisa a una situación de atraso cambiario.

Olaiz apuntó a la política monetaria del BCRA para contener al dólar y advirtió que desde ahora todo depende de lo que decida Axel Kicillof en el ministerio de Economía.

“Si no hay ajuste fiscal, el Central va a tener que emitir más pesos para financiar el déficit y eso va a generar una mayor presión sobre la inflación, y al mismo tiempo sobre el tipo de cambio. Se trata de una decisión política. El Gobierno debería avanzar con el recorte de subsidios, ya que lo que se anunció sobre el gas es insuficiente. Tendría que ajustar en los subsidios a la electricidad, lo que generaría un ahorro de un 1 punto en el gasto público”, estimó la economista.