YPF entró u$s 560 millones de los u$s 1500 millones que consiguió la semana pasada y ayudó a que el BCRA compre u$s 630 millones. Falta entrar otros u$s 940 millones

YPF ingresó ayer parte de los u$s 1500 millones que consiguió la semana pasada a través de la colocación de un bono a 10 años y ayudó así a que el Banco Central (BCRA) concretara la mayor compra de divisas de la convertibilidad. La entidad conducida por Alejandro Vanoli compró u$s 630 millones en el mercado de cambios y las reservas saltaron u$s 537 millones hasta alcanzar los u$s 33.216 millones, el nivel al que estaba en octubre de 2013. Gracias a las colocaciones de deuda que hicieron el Tesoro y la petrolera durante la semana pasada las reservas treparon u$s 1788 millones en cuatro días hábiles y seguirán haciéndolo en los próximos días en la medida en que YPF siga ingresando los u$s 940 millones que faltan.

La petrolera conducida por Miguel Galluccio decidió dividir en partes la liquidación de los u$s 1500 millones que consiguió la semana pasada.

Las empresas locales que colocan deuda en el exterior tienen un plazo de un mes para ingresar las divisas al país y cambiarlas por pesos en el Mercado Único y Libre de Cambios (MULC), un régimen parecido al que obliga a los exportadores para liquidar a cambio de pesos sus ventas al exterior.

Como la obligación negociable Clase XXXIX a 10 años y tasa del 8,5% se emitió el jueves pasado, eso le daba plazo a la empresa hasta el 23 de mayo para entrar los dólares, pero fuentes allegadas a la operación señalaban la semana pasada que la intención era hacerlo de inmediato.

La división en partes, según fuentes del mercado, fue un pedido del BCRA que por “cuestiones administrativas” prefirió no sumar todos esos dólares de una sola vez.

En comunicación con radio Del Plata el propio titular de la entidad explicó que esperaba que hoy se termine de ingresar el monto restante.

Gracias al ingreso de los dólares de YPF el volumen operado saltó a u$s 882 millones ayer, sumando los dos mercados cambiarios mayoristas que existen en el país. El día previo habían u$s 175 millones los que cambiaron de manos.

Operadores consultados aseguraron que la rueda fue prácticamente normal hasta que aparecieron en sus pantallas seis ofertas en bloque: cinco de u$s 100 millones y una de u$s 60 millones. Los llamados entre mesas se dispararon en el momento, atentas a la posibilidad de que la mayor oferta pudiera traducirse en más autorizaciones del BCRA para comprar divisas con las que pagar importaciones. Minutos más tarde todas las posturas habían desaparecido, pagadas a $ 8,897, el valor al que cerró el mayorista ayer.

El resto de las compras de la autoridad monetaria fueron resultado de la liquidación de divisas por parte de exportadores, que ingresan unos u$s 107 millones al día.